“Por la suba de tarifas, en la ciudad del tango las milongas corren peligro”

Clarín 17 de junio 2016
Carta escrita por nuestro presidente, Julio Bassan, para exponer la problemática de la suba de tarifas y su impacto en nuestra actividad.
 

Debido al incremento desmedido en las tarifas de luz, agua y gas las milongas corren peligro de desaparecer, cerrar sus puertas para siempre y con ellas el tango. Ese momento tan único de encuentro entre vecinos, músicos, bailarines, cantantes, fotógrafos, poetas, artistas plásticos y demás artífices de este arte popular, de este patrimonio de la ciudad de Buenos Aires, respaldado por la Ley 130 y por tantas otras normas nacionales y declarado por la UNESCO como Patrimonio Intangible de la Humanidad, tiene sus días contados.El tango es una de las tres razones importantes por las que el extranjero visita nuestra Ciudad y es por ello que el Gobierno porteño organiza cada año los campeonatos Metropolitanos y Mundial de Tango y lo hace, en la mayoría de sus instancias, dentro del ámbito de las milongas y de los espacios culturales que aportan sus instalaciones desinteresadamente.Sin embargo, las autoridades porteñas, provinciales y nacionales insisten en desconocer el inmenso valor cultural y económico que significa el tango, como actualidad y como potencial. En la “Capital Mundial del Tango”, las milongas corren peligro.Para que se desarrolle una milonga, que es un negocio donde no se perciben ganancias extraordinarias, se necesita de una política que garantice su normal funcionamiento. En su mayoría, se realizan en clubes de barrios, en espacios de asociaciones culturales y deportivas, lugares que los organizadores de milongas alquilan sufriendo directamente el incremento en las tarifas.El aumento desmedido en las tarifas impide que se pueda continuar con la actividad. El único que puede solucionar esto es el jefe de Gobierno de la ciudad más rica del país, con las mayores divisas por turismo tanguero, con la historia más importante y rica del tango.En estos aciagos momentos las milongas nos debatimos entre desaparecer o luchar por la supervivencia, es por ello que no nos vamos a entregar, no vamos a permitir que la insensibilidad y desprecio de nuestros valores ganen la batalla.¡Que viva el tango, carajo!

Julio Bassan

PRESIDENTE DE LA ASOCIACION ORGANIZADORES DE MILONGAS Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.